Mi nombre es Yaneth Uribe, tengo 53 años pero me siento de 30 porque creo que lo que realmente importa es la actitud con la que encaramos los retos que  la vida nos presenta. Desde que nací he sido inmigrante, por eso me considero ciudadana del mundo, soy venezolana de padres colombianos, me crié en Venezuela, pero he vivido en Colombia, Estados Unidos, España y actualmente resido en Argentina.

Siendo muy joven obtuve un contrato con la agencia de modelos Wilhelmina en New York, por lo que trabajé como modelo varios años, esa experiencia me hizo madurar y ser independiente económicamente.
Me fui a vivir a España donde tuve que adaptarme a nuevas formas de trabajo y siempre con la actitud de pensar que todo lo podemos aprender, y con constancia todo se puede lograr.

Conecté con una empresa de estudios de mercado que me permitió viajar y paralelamente trabajé como extra de cine, ese ha sido uno de los trabajos que más he disfrutado, conocí muchas personas interesantes, viaje a muchos lugares y viví experiencias que me enriquecieron muchísimo.
A mí regreso a Venezuela, trabajé en la empresa de mi familia que tenía un Instituto de formación educativa de carreras intermedias y de allí pasé a la Universidad de Los Andes dónde trabajé durante 13 años.

Teniendo 40 años de edad y trabajando en la universidad empecé mis estudios universitarios que no había realizado siendo más joven. Ese ha sido uno de los retos más importantes de mi vida, que me cambió por completo, me nutrió  de tal manera que  mi vida dio un giro de 360 grados, estudiar siendo grande no es fácil, tenía un trabajo, una familia, unos hijos que atender, tenía muchas responsabilidades y encarar una carrera universitaria no es poca cosa, pero ha sido la mejor decisión de mi vida,  la academia me hizo renacer, abrir mi horizonte, ver el mundo de otra manera, me gradué con honores Cum Laude  Licenciatura en Letras, mención Historia del Arte, y eso me permitió crecer profesionalmente en la universidad donde trabajaba.

Posteriormente hice un diplomado en redes sociales y me encontraba en la mejor etapa  de mi carrera profesional. Hasta ese momento había vivido con intensidad cada reto laboral, en mi vida personal y familiar había librado varias batallas pero finalmente tenía un equilibrio, una estabilidad y es en ese punto cuando se me presentó un reto aún mayor,  algo con lo que no contaba, de esas cosas que nunca imaginas que van a pasar. En ese momento de la vida a los 50 años uno está pensando en jubilarse y tener una vida tranquila, proyectaba por fin emprender mi propio negocio, y para  eso había empezado a crear mi propia marca con la producción de delantales que comercializaba en mis ratos libres, pero las cosas cambiaron teniendo que emigrar.

Y de nuevo me tocó escribir un nuevo capitulo el que vivo hoy acá en Argentina dónde inicié una nueva vida y empecé de cero. Conseguí un trabajo en el cual me sigo desempeñando con éxito conectando con lo que dije al principio sigo siendo muy inquieta.
Sigo pensando que siempre podemos empezar de nuevo, por ello lejos de abandonar mis sueños me embarqué paralelamente a emprender  en un  proyecto personal . A través de mi cuenta de instagram que construyo con todas las herramientas que he adquirido a lo largo de los años, fusionando todo lo que soy,  aprendiendo, disfrutando, navegando en esta nave que debemos pilotear con ganas, con perseverancia, con disciplina y con ilusión.

Siempre al levantarnos encaremos el día con fe y esperanza, con esa certeza todo lo que nos propongamos será posible.  Para saber más de mí, sígueme en mi instagram @yu_trend